La sonrisa de Elsa

Elsa es una niña especial. Muy especial.

El día 26 de Julio de este 2015, antes del concierto con Celtas Cortos en Medina de Rioseco, se acercaron al camerino para saludar a Cifu 3 adultos y con ellos, de la mano, una preciosa niña: se llama Elsa.
A primera vista, una niña muy guapa y tímida. Introvertida y apegada a su madre, no se soltaba de su mano, y estaba muy calladita, como haciendo gala de una una exquisita educación impropia de una niña de su edad. Ante esa timidez, que yo presumí vergüenza por su parte, hice mi primera aproximación para romper el hielo. Ella parecía seguir ignorándome, pero en ese momento su madre, Olga, me reveló que Elsa es una persona con diversidad funcional: tiene dificultades para comunicarse y para comprender el mundo tal y como nosotros lo comprendemos. Además, aunque va avanzando, el caminar sola, parece que se le resiste.
No sabía que hacer para captar su atención, pero enseguida se me ocurrió abrir la maleta de mis instrumentos y sacar los whistles y las flautas para que los viese. Me pareció una buena idea que tomase contacto con ellos, que los sostuviese (con dificultad, debido a una Ataxia, todavía sin determinar), y por último, intentar que soplase y que escuchase el sonido que producen. Lo hizo y creedme, fue increíble. A ella también parecía gustarle, pero no fue hasta que toqué para ella, que nos regaló una sonrisa que ha quedado grabada en mi alma. Elsa había sonreído tras escuchar la música que le ofrecí con la flauta irlandesa y eso me ha marcado muchísimo. No puedo contener las lágrimas recordándolo, y son de alegría, de verdad.
Salí bastante tocado al escenario, y solo logré reponerme después de 4 o 5 temas. Pero llegó el bis, y con él el momento en el cual os regalo con el lamento “Caoineadh cu Chulainn”, introduciendo a La Senda del Tiempo,… y en ese preciso instante brotó en mi la necesidad de comunicar brevemente lo que había vivido con Elsa hora y media antes. Esa noche, mi música fue para ella Emoticono smile

Son momentos como estos, cuando mi profesión me llena más plenamente. Así si merece la pena haber persistido en el empeño de hacer de todo esto una forma de vivir. La música es GRANDE!!!

Desde entonces estoy tocado, muy tocado…

Porque Elsa es una niña especial. Muy especial...